Pipirrana La cocina de Masito

El calor del verano todavía aprieta y en mis comidas yo voy buscando algo de alivio con platos frescos pero sabrosos: ensaladas, sopas frías, gazpachos… Uno de estas recetas estrellas del verano y que es propia de nuestra española, es la «pipirrana», un platillo tradicional que ha sido el refugio de muchos durante las épocas más cálidas del año.

RECETA DE PIPIRRANA

La pipirrana es una ensalada originaria de Andalucía. Su historia se remonta a tiempos antiguos, cuando los agricultores y trabajadores necesitaban una comida rápida, revitalizante y llena de nutrientes para soportar las duras jornadas de calor en el campo. A lo largo de los años, la receta se ha adaptado y refinado, incorporando ingredientes locales y variados, y convirtiéndose en un plato que combina tradición y creatividad.

Los elementos básicos incluyen tomates maduros, pepinos frescos y pimientos, que aportan un toque colorido y un sabor vibrante. Pero lo que realmente da vida a esta ensalada es el majado hecho a base de yemas de huevo. En algunas regiones incluyen pan duro, que al absorber los jugos de los vegetales y añade una textura crujiente y muy satisfactoria.

Tradicionalmente, ha sido un acompañamiento fresco para platos de pescado o carne a la parrilla. Sin embargo, su frescura y sabor único la han elevado a la categoría de estrella principal en muchas ocasiones. Podemos disfrutarla sola como plato ligero, o incluso transformarla en una tosta refrescante al colocarla sobre rebanadas de pan tostado. Y ahora, vamos allá, amigos, ¡al lío!

Tiempo de elaboración:

Tiempo de preparación: 15 minutos
Tiempo de cocinado: 12
Tiempo total: 27 minutos

Esta videoreceta la podéis ver en mi canal de YouTube. Donde además podréis comentarla, darle al like y suscribiros gratuitamente a mi canal para no perderos nada de lo que allí subo.

Ingredientes para 4 personas:

Cómo hacer pipirrana:

2 huevos
Aceite de oliva virgen extra
Sal
100 gr de atún
6 tomates
1 pimiento verde
1 diente de ajo
Pipirrana La cocina de Masito
1. Para empezar, ponemos agua en un cazo y cuando rompa a hervir añadimos los huevos con una pizca de sal y dejamos cocinar 10-12 minutos aproximadamente.
2. Cortamos los tomates en rodajas de un centímetro, estas rodajas en tiras de un centímetro, y las tiras en cuadraditos de un centímetro aproximadamente.
3. Limpiamos el pimiento, le quitamos el pedúnculo y las semillas y lo partimos en tiras. Reservamos un par de tiras y el resto lo cortamos en cuadraditos como el tomate.
4. Incorporamos el tomate y el pimiento en un cuenco y mezclamos.
5. Troceamos las dos tiras de pimiento que hemos reservado, las cortamos lo más finamente que podamos y las añadimos al mortero.
6. Pelamos el diente de ajo, lo cortamos igualmente lo más fino que podamos y lo incorporamos al mortero junto con una pizca de sal.
7. Machacamos el pimiento junto con el ajo en el mortero hasta que quede una buena pasta.
8. Cortamos la cocción de los huevos con agua fría y los pelamos. Los partimos por la mitad y les sacamos las yemas.
9. Ponemos las yemas en el mortero y las machacamos junto con la pasta anterior.
10. Echamos un chorrito de aceite de oliva virgen extra a hilillo, aproximadamente 100 ml, mientras seguimos machacando e integrando.
11. Cuando tengamos el majado listo, lo volcamos sobre el cuenco donde tenemos el pimiento y el tomate.
12. Picamos los huevos en cuadraditos y lo incorporamos a la ensalada junto con una pizca de sal y el atún bien escurrido.
13. Llevamos la pipirrana a la nevera que repose al menos 30 minutos para que macere y vaya soltando su propio juguito antes de servir.

Más recetas de ensaladas veraniegas que os recomienda La cocina de Masito:

Haz clic para votar esta receta